domingo, 7 de febrero de 2016

"Arroz" de coliflor... a la cubana




Fotos de este plato ya las he subido alguna vez al facebook (@Bocados fit) y/o Instagram (bocados_fit) y es tan fácil que me resistía a subirla al blog. Pero mi hermana me dijo un día: "Aaaaana súbela, puede que haya personas que aún no hayan descubierto este super-invento"... Y es que es verdad, lo es, es un super-invento (¡no mio!, encontrareis mil recetas parecidas en Internet de este concepto). Lo es porque es super-fácil, super-sano, y no os podéis imaginar lo rico que está. 

Mi hermana también me dijo algo muy interesante: "en casa lo cenamos una vez a la semana", y es que cuando introduces un plato asiduamente en tus cenas es porque cumple mis tres cualidades preferidas: es rico, fácil y sano, ¿qué más se puede pedir?. Pues esta receta tiene una ventaja más, y es que es muy versátil, porque puedes usar este "arroz" tanto para hacerlo "a la cubana" (que es la propuesta que os traigo hoy), como para una ensalada o un cus-cus. Incluso incluirlo al estofar las lentejas, me dijo mi compi Judith el otro día y pensé que debía estar riquísimo...

Échale imaginación, prepara así la coliflor y úsala como si fuese arroz en tu plato de arroz preferido, ¡verás qué rico!

Ingredientes (4 personas):


Para el "arroz" de coliflor:
  • 1/2 coliflor
  • 2 dientes de ajo (opcional)
  • Sal y especias al gusto
Para prepararlo como arroz a la cubana:
  • Tomate frito
  • 4 huevos

Preparación:


Cortar la coliflor en ramilletes y enjuagarlos bien. Eliminar de los ramilletes la parte más dura de los tallos (el final). 

Rallar la coliflor con un rallador de cuchilla gruesa (ver foto). Para no dañarme las yemas de los dedos me pongo un guante de los de sacar bandejas del horno. 



Si tienes procesador de alimentos puedes introducir la mitad de los ramilletes a potencia media durante 4 segundos. Comprueba que el tamaño resultante se asemeja al de un grano de arroz. Si lo ves aún demasiado grande vuelve a triturar a velocidad un poco más baja 2 segundos más, ¡ten cuidado no te pases de tiempo o quedará tipo puré! Vuelve a repetir la operación con la otra mitad restante.

Templar en una sartén mediana un poco de aceite (muy poquito). Si te gusta el ajo, puedes rehogar antes de la coliflor un par de dientes laminados. Incorporar la coliflor rallada y añadir sal y especias al gusto (yo le pongo orégano y pimienta). Rehogar la coliflor 5-6 min. o hasta que notes que el "grano" se torna más tierno. 

Otra opción, en vez de rehogar la coliflor en la sartén, es introducirla en un cuenco hondo añadiendo sal y especias al gusto y cocerla en el microondas a potencia máxima durante 4-5 minutos. Pasado ese tiempo pruébala y si aún no tiene la textura deseada vuélvela a meter un par de minutos más. En mi caso, para esa cantidad, 4 minutos es suficiente.

Servir en un plato acompañado con el tomate frito y un huevo a la plancha (en una buena sartén antiadherente calienta un poco de aceite extendido, echa el huevo y deja hacer tapado hasta que se endurezca la clara pero la yema continúe blanda, añade sal y pimienta al gusto). Y listo. 

¡Repetirás! Cuéntame qué te pareció... ¡A mi me chifla!







No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por tu comentario!