domingo, 17 de mayo de 2015

"Pizza" de coliflor



Piensa en lo que más te gusta y busca una opción sana para disfrutar de ello

Y… ¿cuál es el plato es en el que solemos pensar cuando nos apetece algo rico y contundente?... Pizza, ¿no?, pues hagámosla “sana”, no es que la pizza no sea sana, pero sí que aporta más energía de la que quizás queramos consumir. Esta opción es muy baja en carbohidratos y aporta a nuestro organismo grasas (yema y linaza), proteínas (clara e ingredientes que pongamos encima) y fibra procedente de las semillas de lino y vegetales (linaza molida, coliflor, tomate y las verduras que le queramos añadir encima).

Mi amiga Carmen y yo hemos probado muchas recetas de “pizza” de coliflor pero finalmente la que más nos ha convencido por su sencillez (ya sabéis que es una de mis máximas), textura y sabor es la receta que os doy a continuación.

"Pizza" de coliflor

Ingredientes para la masa:
  • 1 huevo
  • 1 taza de coliflor rallada
  • 1 Cda de linaza molida (compro un paquete de semillas de lino y las muelo en casa con el procesador de alimentos, el restante lo guardo en un bote de cristal para otras recetas)
  •  Ajo en polvo, orégano, sal baja en sodio y albahaca

(*) Cda= cucharada sopera


Preparación:

Precalentar el horno a 200 ° arriba y abajo. Mi bandeja se queda por debajo de la mitad,  no tiene una ranura justo a la mitad, pero creo que en este caso conviene porque queremos que se cueza bien la masa, no que se tueste, ten en cuenta que la coliflor la incorporamos a la masa cruda, en otras recetas la cuecen antes, pero sinceramente no veo que haga falta.

Extender sobre la bandeja de horno una hoja de papel vegetal engrasandolo con aceite para que luego no se pegue la masa.

Rallar coliflor a mano o en una procesadora (para obtener una taza de coliflor rallada suele necesitarse aproximadamente ¼ de una coliflor mediana), hasta que obtengas la consistencia de grano de arroz. De la coliflor intento eliminar los tallos porque son más duros, pero tampoco soy estricta con eso, si se "cuela" un poco no pasa nada.

Mezclar todos los ingredientes a mano hasta que todos los ingredientes estén integrados obteniendo una masa de consistencia pastosa (no te asustes, la consistencia no es la misma que la de una masa de pizza). En los ingredientes he indicado las especias que más me gustan para esta receta, pero vosotros podéis poner las que os apetezcan, el orégano le va de maravilla.

Hacer una bola con la masa y luego colocarla en el centro del papel vegetal que previamente habrás extendido sobre la bandeja de horno. Aplastar la bola dando con la mano poco a poco la forma de pizza.


Hornear aproximadamente 25 minutos o hasta que observes que empieza a dorarse por los bordes.


Sacar y poner los ingredientes que se deseen. Yo puse queso en lonchas bajo en grasa, tomate triturado concentrado, alcaparras, atún al natural escurrido, pimiento morrón, anchoas enjuagadas (para quitar parte de la sal y el aceite) y orégano. 

En algunos supermercados se puede encontrar mozzarella baja en grasa, a veces también la uso pero en esta ocasión no tenía en casa.

Volver a introducir en el horno 10-15 minutos más aproximadamente o hasta que obtener el punto deseado (¡cuidado que no se queme!)


Sacar del horno y con cuidado despegar la “pizza” del papel vegetal con un paleta plana para poder trasladarla al plato dónde se vaya a degustar. Nosotros a veces en casa la colocamos directamente sobre una tabla de madera así no estropeamos el plato con el cortador de pizza.

Y ahora… ¡a disfrutar!

Probadla y me contáis, no creeréis que está hecha con coliflor, ¡es una auténtica delicia!


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡Gracias por tu comentario!